Yo quiero hacer y ser feliz en el trabajo

Cuando en 1903, Henry Ford fundó Ford Motor Company e implantó la producción en serie no pensó en la felicidad de sus empleados. Tradicionalmente nadie pensaba que el lugar del trabajo podría ser un espacio vital en el que poder disfrutar, sino todo lo contrario, el espíritu de sacrificio era el motor de la productividad. En la actualidad, este paradigma, sigue tan arraigado en nuestra sociedad que consideramos que trabajo y felicidad son términos opuestos. Sin embargo, vamos evolucionando en los modelos de gestión y dirección de las organizaciones, dando más importancia a la felicidad en el trabajo.

Jessica Pryce-Jones, la autora de Happiness at Work, comenta en su libro que trabajamos una media de 90.000 horas a lo largo de nuestra vida. De hecho, los españoles somos los profesionales que más horas estamos en el trabajo. Según la sexta Encuesta Europea sobre las Condiciones de Trabajo (Eurofound), el 71,9% de los trabajadores encuestados, una o más veces al mes, realizan jornadas de más de 10 horas.

Todos en algún momento nos hemos parado a pensar la cantidad de tiempo que dedicamos a trabajar, nada más y nada menos que un tercio de nuestra vida, motivo más que suficiente para preocuparnos por ser feliz en el trabajo.

El paradigma está cambiando, ya no sólo las empresas quieren trabajadores felices, sino que cada vez más, los trabajadores buscan ser felices en el trabajo.

Continuar leyendo