Profesionales tóxicos en el trabajo: Los Trepas

¿Cuántos de nosotros nos hemos visto atrapados por determinadas personalidades que nos han amargado la existencia en la oficina? Con razón o sin ella, no vamos a discutirlo, sólo sabemos que nos agotan y que nos absorben la energía. 😕

Son tantas las veces que nos hemos quejado del comportamiento de nuestros compañeros de trabajo, que nos va a ocupar más de un post analizar este tema. Aunque por suerte son una minoría, tenemos que estar preparados para reaccionar convenientemente e intentar neutralizar sus efectos. 

Cualquier persona con rasgos exagerados de personalidad puede resultar problemático, por eso, lo que vamos a describir son algunos estereotipos to work with, sin meternos en patologías.

Siguiendo una metodología 4D (Detectar, Describir, Destapar, Defenderse de estos “vampiros en la oficina”, inauguraremos esta serie de post con los profesionales con Personalidad autopromotora aberrante, coloquialmente llamados “trepas”.

¿Cómo describirles?

Fotografía (cc-by) Julián Rodríguez Orihuela

Son profesionales tóxicos porque pueden perjudicar mucho la reputación de los demás y lidiar con ellos es realmente muy complicado. Los directivos suelen utilizarles de espías y chivatos, ya que son conscientes que hará todo lo posible por conseguir ascender, y la relación con sus compañeros suele ser superficial, centrada en los intereses y, lo peor de todo, su víctima pueden pasar por un verdadero tormento. 🙁

¿Cómo detectarles?

👿 No comparte información con el resto de compañeros, y en el caso de hacerlo, se guarda un as o dos en la manga, con la intención de obtener algo del otro en beneficio propio.

👿 Nunca reconoce el buen trabajo y el mérito de quien en algún momento le enseñó.

👿 Suele atribuirme como propias las ideas y los éxitos de los demás, en cambio los errores, nunca son su responsabilidad.

👿 Suele jugar al despiste e intentar ganarse la confianza de las personas que quiere dejar fuera de juego, con el fin de ir avanzado posiciones.

👿 Le gusta demostrar que sabe trabajar en equipo, pero su verdadera intención es apoyarse y aprovecharse de los demás.

Es sigiloso en sus movimientos de escalada, así que no le pierdas mucho de vista, porque seguro que está actuando.  

¿Cómo destaparles?

Seguramente es el profesional tóxico más complicado de desenmascarar y destapar. Sacar a la luz sus artimañas puede ser peligroso para el que pretenda intentarlo porque es temido por su métodos y su frialdad. Los autopromotores aberrantes no sólo son problema para la víctima, sino también para la organización.

¿Cómo defenderse?

💡 Observar, tomar nota y conseguir pruebas.

💡 Nunca luches contra él, utiliza su mejor arma, actuar con discreción.

💡 Actúa como si no te afectara la situación, te ayudará a desorientarle.

💡 Intenta conseguir testigos cuando esté actuando, te ayudará que los demás vean lo que es capaz de hacer.Evita que acceda a tu información, cuanta menos le ofrezcas, mejor.

💡 Intenta relacionarte siempre con otros compañeros para que la jornada laboral sea lo más llevadera posible.

Si habéis pasado o estáis pasando por una situación parecida, no dudéis en comentar vuestra experiencia, os servirá de catarsis y además ayudará a muchas personas a defenderse de este tipo de profesionales tóxicos. Intentad poner medidas cuanto antes, ahorraréis en tiempo y con el sufrimiento de muchos.

  • Maria Paz

    He vivido de cerca durante 15 años aprox. con un vampiro de este tipo; consiguió casi anularme, desprestigiarme conmigo misma, absorberme y aprovechar mis ideas; cuando algo salía mal intentaba culparme o a otros. En fin, ahora ya estoy liberada, un poco en shock todavía, y sin trabajo, pero he recuperado mi autoestima y me estoy preparando para afrontar nuevos retos. Fue bueno que se acabara, de hecho yo tendría que haberlo roto hace un año, pero el miedo por la situación de desempleo me paralizó. Todo ocurrió a su tiempo y estoy segura que la vida le tratará como se merece.

    • 15 años? Impresionada con tu fortaleza María y espero que no te vuelva a ocurrir. Por fin estás liberada y me alegra saber que tu autoestima está de nuevo bien 🙂

      Espero que pronto encuentres nuevas oportunidades profesionales y por supuesto, sigue haciendo el bien, yo también creo (firmemente) que la vida te devuelve lo que ofreces.

      Un abrazo y gracias por contar tu experiencia,

  • Anonimo relativo ;-)

    Jefe con antecedentes de despido de todo su departamento.
    Renueva el mismo, entro en escena, manipulación a superiores y a compañeros , campaña de desprestigio brutal, en la organización… reducción de tareas, ensalzamiento de mediocres, asignado mismas competencias, etc… los otros agradecidos por dejarles no trabajar, legar tarde, solo les pide indirectamente , que ataquen, con eso tienen bula y supervivencia laboral.
    Acoso vertical y horizontal 6 años, ahora estoy en situación de cambio.

  • Pingback: Profesionales tóxicos en el trabajo: Los "Yo-Yo"()

  • Que se mueran los trepas

    Trabajé diez años en una empresa que estaba llena de trepas, daban apuñaladas sin tino a cualquiera que se cruzara en su camino, en cualquier departamento y hacia cualquier persona, a los buenos, entre ellos, por dinero, por poder, por hacer que despidieran a alguien, por mantener el trabajo, para distraer la atención y no se fijaran en los errores de algunos,…, tuve un accidente de tráfico y … fui la diana de la mayoría de ellos, incluidos aquellos que consiguieron engañarme y de los que pensaba que eran buenas personas. ¡La peor experiencia de mi vida! Tuve que irme del trabajo sin tener otro, ni ningún derecho. Menos mal que ya conseguí otra cosa. Aunque echo de menos los pequeños islotes de gente buena que siempre estuvieron ahí y que siguen estando cerca, gracias chicos, espero veros pronto fuera de ese infierno!!